jump to navigation

URGENTE: ¿Revuelta o Revolución? 22 abril, 2011

Posted by Domingo in Soberanía.
trackback

Aún es muy pronto para caracterizar la agitación social que vive el Mundo Árabe y particularmente el Norte de África sin correr el riesgo de equivocarse completamente. Sobre todo porque se trata de un proceso abierto cuya duración, por el momento, no está clara. Menos aún lo está su alcance, su capacidad para transformar más o menos parcialmente, más o menos íntegramente, las vidas de los ciudadanos de todos esos países. No sabemos todavía si terminarán siendo revoluciones genuinas o simples “voladuras controladas” de unos aparatos estatales ya obsoletos.

Sin embargo, podemos encontrar en este proceso algunos rasgos poco discutibles que podrían alentarnos a considerarlo “revolucionario”, al menos en su nacimiento. Esto incluye su misma duración, que empieza a superar la de una simple revuelta pasajera, y su extensión internacional, que lo ha convertido en una auténtica “oleada”.

También lo es su espontaneidad y su origen netamente social, en un contexto de crisis generalizada y de subida de los precios de los alimentos básicos. Por eso, aunque pudiera ser previsible, ha sido del todo inesperado, particularmente para la oposición política tradicional de esos países y para los movimientos islamistas, la oposición más reciente. Y, desde luego, también lo ha sido para sus gobiernos y para las potencias occidentales y sus omnipresentes servicios de información.

Pero, sobre todo, está sirviendo para poner de relieve, nuevamente, la escasa estatura ética de los dirigentes políticos occidentales, de los grupos de poder económico que representan, y de los grandes medios de comunicación que les prestan soporte desinformativo. Así, el gobierno de Bahrein, una monarquía dudosamente parlamentaria, puede machacar a su pueblo con ayuda de fuerzas extranjeras. Pero Muamar el Gadafi, “extravagante amigo de Occidente” (como lo ha calificado José M. Aznar) y asiduo visitante de Italia entre 2009 y 2010, no puede hacerlo.

Todos sabemos que este doble rasero sólo es comprensible desde la exclusiva defensa de los intereses occidentales y no de los Derechos Humanos, como cacarean nuestros gobernantes. El suministro de petróleo del principal productor africano parece más seguro para Occidente si Libia cae en manos de los rebeldes que si continúa dirigida por un Gadafi que, además de extravagante, persiste en sus severas críticas hacia las potencias capitalistas. Sin embargo, la presencia de la V Flota de los Estados Unidos de Norteamérica en Bahrein (la que garantiza a los EE. UU. el control del Golfo Pérsico) no sería tan sencilla sin la familia Al Khalifah dirigiendo su gobierno.

Occidente continúa exhibiendo su extraordinaria capacidad para “hacer amigos” en el Mundo Árabe. Y esto hará subir el precio de la factura que algún día pagaremos todos. A no ser que los ciudadanos occidentales empecemos a imitar a nuestros hermanos árabes.

Anuncios

Comentarios»

No comments yet — be the first.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: